Campo de Refugiados “Kulunya” 15/03/15, Suruç

P1190339
Campo de Refugiados “Kulunya” a las afueras de Suruç

Hoy por la tarde nos hemos dividido en dos grupos, uno de los grupos de la delegación del CSRPK ha estado en el campo de refugiados de Kulunya a unos 15 minutos en coche de Suruç. El campo de Kulunya es el más grande de los 6 campos que hay en la zona de Suruç. El  campo que hemos visitado está bajo la jurisdicción del partido kurdo BPD (Partido de la Paz y la Democracia).

Hay dos tipos de campos de refugiados en la zona de Suruç, unos controlados por el gobierno turco, otros gestionados por el partido kurdo BDP. Al comienzo del asedio a Kobanê miles de refugiados cruzaron la frontera, durante la primera semana el gobierno turco no reaccionó y las personas que no tenían dinero para alquilar habitaciones en la ciudad de Suruç tuvieron que dormir en la calle, enfrentándose al invernal frío de noviembre. Con las primeras olas de refugiados las autoridades kurdas comenzaron a construir campamentos. Estos campamentos fueron un punto de encuentro entre los kurdos del Oeste y los kurdos del Norte. Hizo que las personas se juntaran y colaboraran debido a la necesidad, creando una estrecha comunión entre ellos.

P1190330
Aseos construidos por voluntarios y refugiados – Campo de Refugiados de Kulunya, Suruç

El gobierno turco ha tardado casi 4 meses en empezar a construir el primer campamento bajo su jurisdicción, este campo se llama Afat. Es el único campo del gobierno turco, en este campo las personas no tienen libertad de movimiento, si salen más de 2 horas la policía manda buscarlos y pueden pasar la noche en una celda. Según declaraciones de varias personas de la zona, en estos campos las tiendas de campaña son buenas, hay electricidad y tienen agua a diario. Sin embargo la comida es de mala calidad y comen la mayoría de las veces dos únicos platos, sopa y arroz. Estos campos están controlados por la policía turca y el ejército. La policía y los militares custodian los campos día y noche. A menudo la policía registra las tiendas de campaña, lo que resulta un violación directa a su intimidad, con la excusa de que buscan terroristas escondidos. Entonces nos preguntamos por qué las personas deciden ir a estos campos, nuestro guía nos comenta, que las autoridades turcas pagan a las familias 85 liras al día para que se queden en el campo, de esta manera hacen buena publicidad tanto a los medio de comunicación como a las delegaciones internacionales que vienen a inspeccionar la zona. En el campo controlado por la autoridad turca los kurdos no pueden hablar su lengua, sólo pueden pronunciarse en árabe y turco, si no lo hacen es una excusa perfecta para pasar la noche en una celda.

P1190333
Campo de refugiados Kulunya, Suruç

En los campos de refugiados organizados por el BPD, que son los 5 restantes, las personas tienen libertad de movimiento. Nuestro guía nos asegura que la comida es mucho mejor. Dentro de estos campos participan diferentes organizaciones y conviven tanto kurdos como árabes, aunque hay una gran mayoría kurda. El campo de Kulunya, el cual visitamos hoy, es el más grande de los 6 campos. En este campo fueron levantadas 800 tiendas donde se han llegado a alojar 5.000 personas. Actualmente quedan unas 3.500 personas, el resto han regresado a Kobanê. En este campo se construyeron duchas y baños diferenciados por sexo. El agua que se utiliza tanto para beber como para asearse llega todos los días a través de unos camiones cisternas que rellenan los depósitos. También existen pozos de agua pero no son suficientes para todas las personas que allí habitan. También se han construido otros edificios para almacenar comida y diferentes pertrechos. Así mismo se construyó una cocina y una escuela para que los niños puedan continuar sus estudios. En frente de dicha escuela se hizo un parque infantil. Hay que mencionar la construcción de dos enormes tiendas, una con capacidad para alojar a 200 personas; la otra deberá servir para proyectar cine y hacer diferentes actos, aunque actualmente está a medio construir ya que no hay tiempo para gestionar todos los proyectos. Uno de los mayores problemas que hay en estos campos es la escasez de comida. Toda la ayuda internacional es recogida por la organización humanitaria Afat, la cual proviene del gobierno turco y la gestiona a su antojo. La mayoría de la ayuda humanitaria se queda en el campo de Afat y una poca de esa ayuda es repartida al resto de campos. Así mismo nuestro guía nos confirma que a veces las autoridades turcas cortan el agua y la electricidad de los campos de refugiados, alegando que son campos ilegales.

Dentro del campo hemos visitado la “Mala Jinên” (Casa de la Mujer) dedicada a la mártir Sakine Caszin. Esta tienda hace de taller de manualidades. El 50% de las mujeres del campamento trabajan en esta tienda haciendo diferentes alhajas para vender y sacar dinero para el campamento. Hacen pulsera, broches, ropas de ganchillo (bufandas, guantes y gorros) y cintas para el pelo con los colores tradicionales kurdos. Estas serán vendidas en su mayoría en la celebración del NewRoz en Suruç el próximo día 17.

P1190324
“Mala Jinê a Sakine Cansiz” (Casa de las Mujeres) – Campo de Refugiados Kulunya, Suruç

También hemos visitado la tienda que hace de hospital, esta tienda es muy pequeña y está mal pertrechada. Faltan medicamentos de todo tipo y personal especializado. Dicen que dentro de sus prioridades son voluntarios médicos y enfermeros que puedan gestionar este pequeño “hospital”. Nuestro guía nos asegura que ha visto morir a varias personas en los campos por la escasez de recursos, sobretodo niños pequeños. Otra de las necesidades de personal son profesores, ya que hay muchos niños y no pueden dar clase a todos ellos todos los días de la semana. Los kurdos consideran esta necesidad una prioridad, ya que reconocen que el futuro de su pueblo está en la educación de los niños.

P1190348
Tienda Sanitaria – Centro de Refugiados de Kulunya, Suruç

Dentro del campamento de Kulunya cooperan diferentes organizaciones y todas las personas que allí trabajan son voluntarios. Una de ellas es la organización “Support the Life” para la cual colabora nuestro guía. Esta fue la primera organización en implicarse en la construcción y gestión de los campos. Otra de las organizaciones que gestiona los campos es una ONG de refugiados cristianos iranís, que tiene su sede en Londres. Estos cristianos iranís han tenido que huir de su tierra ya que su práctica religiosa está prohibida en el Estado de Irán. Los chicos de esta organización son los que se encargan de gestionar y cocinar la comida para todo el campamento. Así mismo están tratando de hacer un pequeño huerto donde poder cultivar verduras para su auto-consumo.

P1190375
Voluntario cristiano iraní – Campo de refugiados de Kulunya, Suruç

A pesar de las necesidades y de la precariedad de los campos la gente mantiene la dignidad y la sonrisa. Nos han recibido con mucha amabilidad y nos han permitido movernos libremente por donde hemos querido. Mañana trataremos de visitar otros campos de de refugiados para tener más material audiovisual.

P1190377

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s