Turquía sigue siendo el principal obstáculo para la derrota del Estado Islámico en Siria

Artículo de Manuel Martorell publicado el 27/03/2016 en Cuarto Poder

avancesypg608
Las líneas rojas muestran los progresos de las YPG y la zona amarilla su actual expansión. / Manuel Martorell

No hace falta ser un especialista en terrorismo y seguridad internacional para comprender que la capacidad de acción del Estado Islámico en Europa depende directa y esencialmente del que tiene en Siria. Tampoco es necesario ser un experto para concluir que Turquía sigue siendo la principal zona de tránsito y comunicación física entre sus células europeas y los centros de mando, organización y entrenamiento situados en las zonas que todavía mantienen bajo su control, principalmente en Siria pero también en Irak. La información obtenida al investigar los atentados perpetrados en París y ahora en Bruselas así lo demuestra.

Pero lo verdaderamente grave de esta amenaza terrorista, la mayor que ha tenido la Unión Europea en toda su historia, es que en estos momentos podría pertenecer al pasado o haber quedado reducida a la mínima expresión si el Gobierno turco de Tayip Erdogán no hubiera impedido el avance sobre el terreno de las YPG (Unidades de Protección Popular) y sus aliados cristianos, izquierdistas y árabes no yihadistas, principales enemigos de los seguidores de Al Bagdadi.

Así lo demuestran sus avances desde septiembre de 2014, con una efectividad reconocida explícita y reiteradamente por el Pentágono, Rusia, Francia, Alemania y más recientemente por el Comité de Exteriores del Parlamento Británico, que ha pedido a Turquía que deje de obstaculizar las operaciones terrestres de las YPG.

Esta eficacia se demuestra al comparar las líneas rojas del mapa superior: la continua correspondiente a la máxima expansión del Estado Islámico –septiembre de 2014-; la punteada, de junio de 2015, y la discontinua –rayas y puntos-, a finales de ese año, mostrando la zona amarilla el actual territorio bajo control de las YPG, que es el brazo armado del Partido de la Unidad Democrática (PYD), principal organización kurda de Siria.

Si en septiembre de 2014 estuvo a punto de caer en manos yihadistas toda la frontera de Turquía con Siria ya que prácticamente habían ocupado Kobani y amenazaban las ciudades de Qamisli, Hasakah y Afrín, en junio de 2015 el Estado Islámico había perdido ya las principales bases desde las que lanzaban sus ofensivas, como Tel Hamis, los montes Abdulaziz o la cuenca del río Habur, estando las YPG en disposición de cruzar el río Éufrates y de ocupar Tel Abyad, el principal paso fronterizo por el que el Estado Islámico recibía suministros y voluntarios extranjeros para la yihad.

Vineta_Silo_kurdos_Turquia

Con estos movimientos quedaban bajo administración de la “autonomía kurda” los pozos petrolíferos y el aeropuerto de Rumelan, actualmente acondicionado para operaciones aéreas de la alianza internacional.

En diciembre de ese año, las YPG habían cortado una de las principales rutas entre Raqqah y Mosul -capitales del Califato en Siria e Irak respectivamente- al ocupar Al Hol, declaraban estar en posición de arrebatarles el único paso fronterizo que les quedaba, Jarabulus, y la ciudad de Manbij, en la ribera occidental del Éufrates, y comenzaban su progresión hacia Raqqah y Deir er Zoor, ocupando finalmente Al Shaddadi, con lo que quedaba totalmente cortada la comunicación entre Raqqah y Mosul.

Incluso, el pasado mes de febrero, las YPG y sus aliados comenzaron un avance desde Afrín y Kobani para converger en la única franja fronteriza con Turquía en posesión del Califato; atravesaron el Éufrates por la estratégica presa de Tishrin en dirección a Manbij, y desde Afrín hacia Al Bab y Azaz, ocupando la igualmente importante base aérea de Menagh, a la que rebautizaron con el nombre de Abdulá Ocalán, líder y fundador del PKK.

De haber continuado su progresión, el Estado Islámico habría quedado totalmente debilitado y reducida su presencia en Siria a algunas bolsas de resistencia y a la franja del río Éufrates entre Raqqah y Deir er Zoor. Si las YPG no han logrado sus objetivos, tal y como han hecho con todos los que se han propuesto, ha sido simplemente por la oposición de Turquía, que no solo ha presionado a EEUU para que frene el avance de las YPG, sino que, a través de territorio turco, ha enviado a cientos de combatientes de distintos grupos islamistas, con armamento moderno, para impedir que sigan su progresión en la zona de Azaz.

La posición de Turquía, desde la perspectiva del presidente Tayip Erdogán, no deja de tener su lógica. La derrota del Estado Islámico supondría el triunfo de las YPG, la consolidación de la autonomía kurda en el norte de Siria y, por lo tanto, el fortalecimiento del PKK, auténtica “bestia negra” del Gobierno turco. El PYD y el PKK no son la misma organización pero tienen la misma línea política; ambos siguen las teorías de Abdulá Ocalán.

Para Erdogán, por lo tanto, ambas organizaciones son terroristas, posición que no comparte ninguno de sus aliados. Erdogán, en este sentido, ha declarado públicamente en varias ocasiones que su principal enemigo es el PKK y sus aliados sirios del PYD, quedando la amenaza del Estado Islámico en segundo lugar. Se trata de un orden de valores exactamente contrario al que defiende EEUU y la Unión Europea que, a la postre, permite el mantenimiento de la capacidad de actuación de la amenaza yihadista en Siria y, por lo tanto, en Europa.

Por esta razón, el Gobierno turco se ha granjeado duras críticas entre sus aliados y tampoco han faltado voces pidiendo su salida de la Alianza Atlántica. Por eso resulta tan sorprendente que, siendo tan grave la amenaza terrorista para Europa y EEUU, los aliados de la OTAN todavía permitan que Turquía siga actuando en contra no solo de los intereses de la Alianza Atlántica sino de toda la comunidad internacional.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s