El antídoto para la crisis es la cooperativa de trabajadores

Fuente: Cooperative Economy
Autor: Berivan Altan para Mesopotamya Agency
Fecha: 06/04/2018
Traducido por Rojava Azadi

coop
Esta entrevista de Berivan Altan a Selim Çakmaklı apareció por primera vez en la Agencia Mezopotamya , 12 de octubre de 2017


Mersin – Haciendo evaluaciones sobre la crisis económica provocada por las políticas interior y exterior del gobierno, el profesor asociado Selim Çakmaklı explica que “Las clases que controlan la producción también controlan la política. El antídoto contra esta norma antidemocrática es la cooperativa de trabajadores”.

El profesor asociado Selim Çakmaklı, que fue expulsado por decreto de la Universidad de Mersin por haber firmado la petición “No seremos parte en este crimen”, respondió a las preguntas de la Agencia Mezopotamya sobre la crisis económica y la política exterior. Como resolución a la crisis cada vez más profunda, Çakmaklı propone cooperativas de trabajadores.

¿Cómo deberíamos evaluar la situación económica, considerando la pérdida de valor de la lira turca en comparación con el euro y el dólar?

En primer lugar, debo hacer hincapié en que el Instituto de Estadística de Turquía (TSI) y el Banco Central son las principales fuentes de datos para los economistas. Sin embargo, los cambios recientes en sus cálculos han dificultado el seguimiento del desempeño a largo plazo de la economía. Un análisis que hicimos en 2010 indicaba una desaceleración en el crecimiento potencial. Por otro lado, el cálculo del ingreso nacional de la ETI muestra una economía en crecimiento dinámico, casi como si sacara un conejo del sombrero.

Creo que es incorrecto hacer predicciones sobre la trayectoria de la economía en función de las fluctuaciones diarias de los precios (en euros, dólares, etc.). Esto puede conducir a varias suposiciones erróneas. Es mejor observar más indicadores estructurales. Por ejemplo, el desempleo ha aumentado por encima del diez por ciento desde junio, y el número de desempleados supera los tres millones. La situación es similar para los docentes y los graduados universitarios. Es peor para los graduados de disciplinas científicas básicas. Si se consideran las condiciones de trabajo y el asesinato en el lugar de trabajo [en lugar de accidente – OA] junto con las cifras de desempleo, se puede obtener una imagen más clara. Por otro lado, incluso el presidente Erdogan ha hablado sobre las ganancias de los bancos. La apreciación de los valores del dólar y el euro son el resultado de tales debilidades estructurales en la economía. El más importante de los problemas más profundos es la distribución de la riqueza. La tasa de desempleo del diez por ciento, el flujo diario de asesinatos en el lugar de trabajo y las ganancias de los bancos, que alcanzan hasta el cuarenta por ciento, muestran una gran injusticia en la distribución de la riqueza.

El FMI hizo predicciones sobre la economía siguiendo el Programa de Medio Plazo. Las agencias de calificación crediticia también dan evaluaciones negativas. ¿Qué muestran las estadísticas?

Las estadísticas son una cosa y las realidades de la vida son otra. Si la tasa de desempleo aumenta con el crecimiento económico, hay un problema serio. Los científicos sociales independientes definen esto como un crecimiento que no crea empleo. Una cosa que también se debe notar es que las pequeñas y medianas empresas en el sector industrial están creciendo menos que sus contrapartes de gran tamaño. Esto evita la creación de empleo suficiente. Esto no es específico de Turquía. Hay un gran ejército de trabajo de reserva en todo el mundo que ha surgido con la introducción de la maquinaria. Los países desarrollados no generan suficiente empleo o ingresos. En los Estados Unidos, la tasa de desempleo está disminuyendo, mientras que la deuda por hogar va en aumento. Gran parte del aumento del empleo es el resultado del trabajo a tiempo parcial.

En este punto, tal vez sea necesario pensar en un nuevo modelo y promulgarlo. Este modelo es la cooperativa de trabajadores, que está gobernada por los trabajadores y atiende las necesidades de la comunidad local. Este modelo puede fortalecer las economías locales y servir al ideal de un futuro justo y pacífico.

¿Cuál es el impacto de la política interna y externa del gobierno, las crisis diplomáticas y las guerras que rodean a la economía?

En primer lugar, estas guerras sucias tienen dimensiones históricas y políticas. Estamos viviendo un proceso en el que la ideología oficial se impone una vez más después de las elecciones del 7 de junio. Además, estamos leyendo más noticias sobre la industria militar en los principales medios de comunicación.

En el proceso que condujo al 7 de junio, hubo un levantamiento significativo de la clase trabajadora, particularmente en las instalaciones del sector industrial en las ciudades del oeste. Esta reacción de clase se pudo ver en los resultados de las elecciones. Sin embargo, la respuesta de la clase capitalista fue igualmente drástica. La fotografía tomada en el Palacio Presidencial muestra la unidad de todo el capital contra la clase trabajadora. En el siguiente referéndum, la clase trabajadora una vez más reunió a todos sus votantes para lograr un impacto. Sin embargo, el principal partido de la oposición no pudo leer esta revuelta, y ─ salvo una fallida Marcha por la Justicia ─ fue empujado hacia una posición pasiva. El presidente admitió esta rebelión de amplia base en una reunión de la Asociación de Industria y Negocios de Turquía (TUSIAD), donde dijo que las huelgas fueron fácilmente reprimidas gracias al Estado de Emergencia.

En la apertura del parlamento la semana pasada, el principal partido de la oposición no mostró ninguna oposición efectiva, aparte de parecer molesto por no haber sido incluido en esta fotografía. Es en sí mismo parte de la imagen. En este sentido, la guerra es un problema de clase y se libra en contra de la clase trabajadora. Los que son más perjudicados por esto son los pueblos de la región.

Tras el referéndum sobre la independencia, se habla de un embargo económico contra la región del Gobierno Regional del Kurdistán [ KRG ]. ¿Podría la economía asolada por la crisis manejar esto?

Creo que se puede encontrar una solución que no dañe las relaciones comerciales entre Turquía y el KRG.

¿Qué tipo de cambio en las clases sociales produce la profundización de la crisis?

El efecto de la crisis mundial en la economía mundial, que se mantiene desde 2007-8, ha mostrado fuertes efectos sociales en los últimos años. A partir de ahora, no es posible que las formaciones políticas obtengan apoyo a menos que declaren abiertamente sus posiciones de clase y se distancien abiertamente del capitalismo. Todas las sociedades están claramente escoradas hacia dos extremos. Por un lado, hay grupos neofascistas protegidos por el Estado, como los de EE.UU. (o Bahceli y sus seguidores que posan para fotos con pistolas en las manos) y grupos de izquierda más radicales por el otro, como se ve en el ejemplo de Jeremy Corbyn en el Reino Unido. Está claro que esta división es fácil de ver en muchos países. En el contexto turco, no está claro cuándo se superará el miedo.

Considerando los acontecimientos políticos y sociales, ¿qué tipo de solución sugiere?

Las clases que controlan la producción también controlan la política. Por lo tanto, necesitamos una nueva organización en la esfera de la producción para sacarnos de esta oscuridad. La naturaleza de la acumulación de beneficios no se considera realmente en la educación en economía. Una vez que conceptualizamos la acumulación de beneficios y la hacemos parte de nuestro análisis, se puede ver que la visión utópica neoclásica de la competencia plena no es posible, ya que habrá una tendencia hacia la monopolización. Además, la maximización del beneficio para acelerar la acumulación de capital es de naturaleza antidemocrática.

La ‘empresa’ que asumimos en economía y enseñamos a nuestros estudiantes es en realidad una unidad antidemocrática. Un pequeño grupo al frente de la empresa decide qué se va a producir, cómo y dónde. Los trabajadores de la empresa no tienen un papel en estos importantes procesos de toma de decisiones. Son lo último que se salvará en caso de incendio. El antídoto contra esta unidad antidemocrática en la base del sistema es la cooperativa de los trabajadores. Por ejemplo, el fundador de la firma cervecera Modern Times, que opera en San Diego, EE.UU., explica que sus éxitos provienen de la transferencia de acciones a los trabajadores dentro de un modelo de copropiedad. Esta transformación también ha cambiado los valores y la cultura de la empresa. Podemos ver un aumento en tales ejemplos en todo el mundo, así como en Turquía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s